Actividad prosocial

El desarrollo dinámico de AC S.A. no sería posible sin unos empleados y colaboradores leales y dedicados. Apreciando la aportación de cada uno de los miembros del equipo, la empresa no es indiferente a las necesidades sociales. Realizando muchas acciones de ayuda y dando apoyo a los necesitados, enfermos o discapacitados, se percibe la necesidad una actividad sistemática y continua en este campo.
Por eso en abril de 2011 la Sociedad fundó la Fundación AC. La personalidad jurídica, que fue confirmada con la inscripción en el Registro Nacional Judicial, abrió un nuevo capítulo en la historia de la empresa.
La Fundación AC realiza muchos proyectos y muchas actividades a la vez. Consisten en el apoyo a la región, a la cultura y educación regionales, así como en acciones a favor de los más necesitados. Los objetivos de la Fundación que de desprenden de sus estatutos son los siguientes:

La actividad de la Fundación está basada en seis pilares:

La actividad prosocial de la Sociedad se realiza desde los primeros días con un gran entusiasmo. Poco después de la creación de la Fundación AC comenzaron los Talleres de Terapia Ocupacional. En salas alquiladas especialmente para este fin, preparadas para las necesidades de las personas discapacitadas, tienen lugar, bajo tutela de la Fundación, actividades llevadas a cabo de forma ininterrumpida desde el año 1995. Actualmente en las actividades participan 30 personas jóvenes con edades entre 16 y 40 años, habitantes de Białystok y sus alrededores. En su mayoría son personas con alguna discapacidad mental que no son capaces de funcionar de forma autónoma en la sociedad. Las actividades en el marco de la estancia organizada por la Fundación son una oportunidad real para el cambio en este sentido.

El objetivo de estas actividades es ayudar a las personas discapacitadas que sin apoyo no son capaces de funcionar de forma autónoma en la sociedad. Los talleres refuerzan la autonomía y las habilidades de los participantes, influyen en una mayor destreza y autoestima y, sobre todo, en una adaptación a la vida y al trabajo. La terapia se lleva a cabo con métodos reconocidos y eficaces y el ambiente en el grupo motiva y anima a un trabajo a largo plazo con uno mismo. El efecto beneficioso de los Talleres a lo largo de todos estos años de trabajo con personas discapacitadas se puede observar, aunque sea como una mejora real de la condición mental de los participantes. La empresa apoya financiera y organizativamente las actividades de la Fundación en este ámbito, y observa con satisfacción los progresos de los dependientes.

Guiándose por valores tales como la honestidad y la responsabilidad, la Sociedad realiza también un programa de activación profesional para personas discapacitadas. Es el resultado de la política de muchos años de la empresa, que desde el año 1993 al año 2007 tuvo el estatus de una empresa de empleo protegido. AC S.A. sigue profesando el principio de igualdad de oportunidades. Una cuarta parte de la plantilla son personas discapacitadas.

La contratación de personas discapacitadas no solo es para la Empresa una satisfacción de la actitud prosocial por la que es famosa AC S.A. Los empleados discapacitados por lo general son excepcionalmente leales, concienzudos, trabajadores y dedicados a su trabajo. Con la ambición y con el compromiso compensan las limitaciones resultantes de su discapacidad. No les falta formación ni cualificaciones, muchas veces tienen muchos talentos, y a menudo superan con sus conocimientos a los demás empleados. Como prueba de esto vale la pena mencionar que algunos de ellos ocupan puestos de responsabilidad en AC S.A., en ese grupo están también los líderes de rendimiento en el trabajo.
La actividad prosocial de la Sociedad no sólo se manifiesta en la equiparación de oportunidades profesionales y en los talleres ocupacionales. AC S.A. participa en muchos proyectos sociales en la región que activan a las personas jóvenes y promueven la innovación en el mercado local, que captan nuevos talentos, apoyan a la educación, el deporte, la cultura y el arte en la región.

 

Actividad prosocial